:::: MENU ::::
como mejorar la productividad
¿Sabes cómo mejorar la productividad?. Ser productivo en tu trabajo o en tu hogar puede suponer un gran reto. ¿Cuántas veces, al terminar tu jornada, te quedas insatisfecho con los resultados que obtuviste?.

Cuando esto te pasa, rápidamente te desanimas, o aplazas las tareas para más tarde.  Y eso disminuye aún  más tu productividad. Aprende a  mejorar la productividad, no es difícil. Te dejo unas pautas que a mi siempre me funcionan:


1. LISTA DE COSAS PENDIENTES POR HACER

Prepárate un a lista de cosas pendientes por hacer el día anterior, y así sabrás al día siguiente qué es exactamente lo que tienes que hacer.
Evita aplazar las tareas que te resulten más complejas – lo mejor es llevar a cabo las tareas más complicadas a primera hora de la mañana y no dejarlas para el final del día.

Pon tiempo óptimo para la realización de cada tarea – evitarás así enfocarte demasiado en una tarea, dejando poco tiempo para otras.
Divide una tarea grande en varias tareas más pequeñas.
Marca las tareas como hechas cuando las realices por completo.

2. UNA COSA A LA VEZ

Haz una cosa a la vez, concéntrate en ella 100% hasta que la acabes. No saltes de una tarea a otra, sin terminar ninguna.

3. DELEGA LAS TAREAS

Siempre cuando puedas y cuando lo necesites, delega las tareas que te consumen demasiado tiempo y no te dejan avanzar en lo que consideras más relevante a una asistente personal online


4. EVITA LAS DISTRACCIONES

No hay nada que más dañe a tu productividad que las distracciones. Concéntrate en tu trabajo, en terminar lo que tienes pendiente, y olvídate de todo lo que te distrae. Así que si trabajas con el ordenador, desconéctate de las redes sociales, de los programas de chat, porque sin darte cuenta, es allí donde se te escapa el tiempo.

Si es posible, elige un lugar de trabajo silencioso y ordenado, bien iluminado y cómodo, que te brinde tranquilidad y motivación a la hora de desempeñar tus tareas.

5. ASIGNA UN HORARIO PARA COMPROBAR TU CORREO ELECTRÓNICO

Cada día perdemos bastante tiempo a leer y responder a nuestros emails. La clave es asignar unos horarios específicos para comprobar nuestro correo electrónico, y no hacerlo cada 5 minutos. 

Por ejemplo, lo puedes hacer a primera hora de la mañana, luego después de tu descanso a mediodía, y por última vez, 15 minutos antes de terminar tu trabajo, para que tengas tiempo suficiente a responder.

6. ESTABLECE METAS AMBICIOSAS PERO REALISTAS

Si eres capaz de marcar como hechas todas las tareas de tu lista de cosas pendientes por hacer en un día, tal vez necesitas establecer unos objetivos más ambiciosos. La gente que fija sus objetivos más altos tiende a estar más satisfecha que las personas que tienen las expectaciones más bajas.

Las metas tienen que ser muy específicas, y tener marcada una fecha límite. Tienen que ser personales y a la vez profesionales. Y, sobre todo, tenemos que apuntar nuestros objetivos para tenerlos siempre a mano.

7. EL PRINCIPIO DE PARETO

No dudes en emplear este principio, según cuál el 20% de los esfuerzos generan el 80% de los resultados. Enfoca tus esfuerzos en ese 20% y no te obsesiones con el 80% restante.


como mejorar la productividad II




8. TÓMATE UN DESCANSO

Lo mejor para eliminar el cansancio y refrescar tus ideas es hacer pequeñas pausas. Puedes tomar un café, estirarte o hacer sentadillas, salir a tomar un poco de aire fresco. Todo esto, en no más de 10 minutos, y no sin antes terminar una determinada tarea.

9. RECOMPENSAS PARA TU MOTIVACIÓN

Cuando logres un objetivo, o cuando termines todas las tareas que tenías planificadas para el día, es importante que te hagas un pequeño homenaje (¡sin exagerar!), para así estimular tu motivación. Puede ser con una cosa material, tu comida preferida, o ver una película que tenías ganas de ver desde hace tiempo.

10. SÉ PUNTUAL

Siempre. Da igual si es una reunión de negocios, una reunión familiar, o una cita.
Un buen truco consiste en adelantar todos tus relojes unos 5 o 10 minutos.

11. PREPARA TU DÍA SIGUIENTE

Dedica unos minutos para prepararte para el día siguiente: prepara tu ropa, tu almuerzo, revisa tu lista de cosas pendientes. Las mañanas pueden ser caóticas, y cuanto menos tengas que hacer antes de salir de casa, más fluido será tu día.

12. ACUÉSTATE TEMPRANO Y MADRUGA

Si te acuestas tarde y luego madrugas, puede afectar mucho tu productividad al día siguiente. Si estás medio dormido en tu trabajo, hay muchas probabilidades de que la calidad de tu trabajo sufra. Aprende a ser madrugador, de esta forma podrás adelantar muchas de tus tareas y actividades. Como dijo Franklin, “Ir a la cama temprano y levantarse temprano, hace al hombre, sano, rico y sabio”.



ESCRITO POR WAYCONNECTION.COM
Hola, soy Hanna, fundadora de Wayconnection.com, Asistente Personal Online y Traductora. Si quieres que te preste ayuda en esas tareas que te ocupan demasiado tiempo y no te permiten avanzar, Sigueme en FacebookTwitter y Google+
¿Quieres saber más? CONTACTANOS